La Casita de Martín se situa en un enclave natural en Los Boliches, Fuengirola.

En una finca de 14.000m2,la escuela desarrolla su actividad en un entorno natural donde gracias a sus numerosos espacios como areneros, huerto, tipi, granja, laberinto, patios y aulas abiertas, los niños disfrutan  aprendiendo en contacto directo con la naturaleza.